martes, 27 de octubre de 2009

El mundo con 4 grados más

El día 22 de octubre, el gobierno británico presentó un mapa que sintetiza lo que ocurriría en el mundo ante un aumento de cuatro grados centígrados en la temperatura global.
El mapa, que fue dado a conocer en el Museo de la Ciencia de Londres, muestra una selección de los diferentes impactos de este aumento en diversas áreas de la actividad humana. Muestra que un aumento promedio de cuatro grados no se distribuye uniformemente en todo el mundo. La tierra se calienta más rápidamente que el mar, y las altas latitudes, especialmente el Ártico, tendrán mayores aumentos de temperatura.
La temperatura media de la tierra será de 5,5 grados por encima de los niveles preindustriales.
Los impactos de la actividad humana que se muestran en el mapa son sólo una selección de los que pueden producirse, y ponen de relieve los graves efectos sobre la disponibilidad de agua, la productividad agrícola, las temperaturas extremas y la sequía, el riesgo de incendios forestales y el aumento del nivel del mar
Los rendimientos agrícolas de los principales cultivos de cereales disminuirán en las principales regiones de producción. La mitad de todos los glaciares del Himalaya se reducirán significativamente en 2050.

El Secretario de Relaciones Exteriores, David Miliband, dijo: "No podemos hacer frente a un mundo con cuatro grados más de temperatura. Este mapa ilustra claramente la magnitud del reto al que nos enfrentamos hoy. El cambio climático es un problema verdaderamente global que necesita una solución global y es una solución que tenemos a nuestro alcance".
Ed Miliband, Secretario de Energía y Cambio Climático, dijo: "Los científicos de Gran Bretaña han contribuido a ilustrar los efectos catastróficos que se producirán si el mundo no limita el aumento de la temperatura mundial a dos grados. Con menos de 50 días para el inicio de las conversaciones de Copenhague, debe lograrse un acuerdo, el Reino Unido va a hacer todo lo posible para persuadir al mundo de la necesidad de llegar a un acuerdo".
Vicky Pope, Director de Cambio Climático en el Consejo de la Oficina Meteorológica, dijo: "Si las emisiones continúan al ritmo actual, la temperatura media global es probable que aumente en 4 ° C para finales de este siglo o incluso bastante antes. La ciencia nos dice que esto tendrá repercusiones graves y generalizadas en todas las partes del mundo, así que necesitamos actuar ahora para reducir las emisiones y para evitar la escasez de agua y alimentos en el futuro ".


El mapa fue elaborado por la Oficina Meteorológica (en nombre del gobierno británico), pero contiene las contribuciones de los científicos del clima de otras instituciones que realizan las investigaciones más recientes sobre los impactos del clima.
Aunque el aumento de la temperatura media es de 4 °C (7 °F) de la proyección en el mapa muestra que este aumento medio no se distribuye de un modo uniforme en el mundo.
La disponibilidad de agua se verá reducida por la desaparición de los glaciares, especialmente en zonas como la cuenca del Indo y el oeste de China, donde la mayor parte del caudal de los ríos proviene del agua de deshielo.
El crecimiento demográfico, combinado con cambios en la escorrentía fluvial como consecuencia de los cambios en los patrones de precipitaciones y las temperaturas, podría significar que el agua para el año 2080 sea un bien aún más escaso para aproximadamente mil millones más de personas.
En muchas áreas costeras, el aumento del nivel del mar, combinado con el efecto de las tormentas, supondrá una amenaza para las comunidades de las tierras bajas. La numerosa población que vive a lo largo de las costas y el alto valor de las tierras agrícolas de los deltas hacen que el impacto de las inundaciones costeras sean particularmente graves. Así mismo, la filtración de agua salada en las tierras de cultivo y el riesgo de inundaciones podría afectar a millones de personas en todo el mundo.

Fuente: http://www.metoffice.gov.uk/climatechange/

video

sábado, 24 de octubre de 2009

El subdesarrollo social de España

Excelente artículo del gran maestro Vicenc Navarro, publicado el 22 de octubre de 2009.

"Mírese como se mire, España está a la cola de la Europa Social. Los últimos datos de Eurostat, la agencia de recopilación de datos de la Unión Europea (UE) muestra como España es uno de los países de la UE que gasta menos fondos públicos en su estado del bienestar (que incluye pensiones, sanidad, educación, servicios de ayuda a las familias –como escuelas de infancia y servicios domiciliarios-, servicios sociales, vivienda social, prevención de la exclusión social, y otros). Y ello no se debe a que seamos pobres. En realidad, nuestro nivel de riqueza (medido por el PIB per cápita) es ya bastante próximo al del promedio de la UE-15 (93%), el grupo de países más ricos de la UE. En cambio, el gasto público social por habitante es sólo el 71%, situándonos a la cola de gasto público social en tal comunidad. Si en lugar del 71% nos gastáramos lo que nos corresponde por el nivel de riqueza del país, es decir el 93%, tendríamos 70.000 millones de euros más de lo que nos gastamos ahora. Éste es el déficit de gasto público social en España.
Si en lugar del gasto público social miramos el porcentaje de la población que trabaja en los servicios del estado del bienestar, tales como sanidad, educación, escuelas de infancia, servicios domiciliarios, servicios sociales y otros, podemos ver que, de nuevo, estamos a la cola de la UE-15. Sólo un 10% de la población adulta trabaja en tales servicios, comparado con un 15% en el promedio de la UE-15 y un 25% en Suecia. Las consecuencias de este bajo gasto y empleo público son múltiples. Sólo un dato significativo: España tiene el tiempo de visita al médico general de la sanidad pública más corto (6 minutos) de la UE-15. Este hecho que erróneamente se atribuye a la excesiva utilización de los servicios sanitarios por parte de la ciudadanía, se basa en la enorme subfinanciación de tales servicios, dificultando una mayor dedicación de los profesionales sanitarios a cada paciente. El gasto sanitario per cápita es sólo el 77% del promedio de la UE-15, el más bajo de tal comunidad.
Las causas de este subdesarrollo social de España son varias. Una es la dictadura mal llamada franquista, mal llamada porque fue mucho más que la dictadura del General Franco. Fue una dictadura de una clase que se caracterizó por su enorme represión (por cada asesinato político que cometió Mussolini, Franco cometió 10.000) y por su escasísima sensibilidad social. Cuando el Dictador murió, el gasto público social representaba sólo el 14% del PIB, un poco más de la mitad del promedio (22%) de los países que más tarde constituirían la UE-15. No existe plena conciencia en España del enorme retraso social y económico (además de político y cultural) que aquella dictadura supuso para las clases populares de España. En 1936, año en que tuvo lugar el golpe fascista, España tenía el mismo nivel de desarrollo que Italia. Cuando el dictador murió, España tenía sólo el 68% del nivel de riqueza que tenía Italia. El rechazo de la derecha española, el PP, a condenar (por nombre y sin paliativos) aquel régimen, es un indicador de su escasísima cultura democrática y es un hecho sin similitudes en Europa, donde la mayoría de las derechas ha condenado regimenes semejantes. La complicidad en esta insensibilidad de ciertas voces de izquierda, debiera indignar a cualquier persona con conciencia democrática. Es una vergüenza que España sea el único país que quiere procesar a un juez –Garzón- por querer enjuiciar aquel régimen. El hecho de que esta situación ocurra tiene mucho que ver con el retraso social de España, pues ambos hechos responden a la misma causa: el enorme poder de las fuerzas conservadoras, herederas de aquel régimen, en nuestro país.
La democracia en España, a pesar de las enormes insuficiencias existentes, permitió la expresión de los deseos populares, entre los cuales está, siempre, la expansión del estado del bienestar. Tal deseo, muy marcado en la segunda mitad de los años ochenta, con movilizaciones populares, permitió reducir el enorme déficit de gasto público social por habitante. Pero, en el año 1993, el gobierno PSOE, aliándose con la derecha catalana, CIU, dio prioridad a la reducción del déficit del estado (como instruía el Tratado de Maastricht) a base, no de aumentar los impuestos de las clases más pudientes, sino de disminuir el gasto público, incluyendo el gasto público social. Se inició así una política de austeridad del gasto público, incluyendo el social, (continuada y expandida por el gobierno Aznar) que explica que, cuando se alcanzó el equilibrio de las cuentas del Estado, España volviera a estar a la cola de la Europa Social. Los ingresos al estado, en lugar de continuar reduciendo el déficit de gasto público social se habían invertido en reducir el déficit del estado. En 2004, España estaba de nuevo a la cola de la UE-15 en gasto público social. El euro y la integración en la UE se había hecho a costa de su estado del bienestar.
El gobierno Zapatero, presionado por los partidos a su izquierda, incrementó notablemente el gasto público social, pero no lo suficiente para cubrir el enorme déficit que tenemos con la UE-15. En realidad, este déficit en 2006 (último año del que tenemos cifras homologables con la UE), es superior al existente en 1993 cuando se inició la austeridad de gasto social. Lo que es sorprendente es el silencio mediático y político sobre la existencia de este gran déficit. Y ello se debe al enorme poder de clase del 30% de la población, de mayor renta en el país, que no sufre las enormes insuficiencias de gasto público social (al utilizar los servicios privados) y se resiste a pagar los impuestos que le corresponden.


Pero además de poder de clase, existe el poder de género. El machismo es el responsable de que las mayores carencias del estado del bienestar sean precisamente aquellos servicios, como los servicios de ayuda a las familias, que en España quiere decir mujer".

domingo, 18 de octubre de 2009

El sarcófago

El arqueólogo e historiador Pelayo Quintero es protagonista de una de las historias más sugerentes del anecdotario gaditano.
El 30 de Mayo de 1887 apareció en la Punta de la Vaca un sarcófago antropoide masculino de la época púnica (s V a C), de factura egipcia y rasgos helenizantes. Para exhibirlo se creó el Museo Arqueológico Provincial.
Desde 1918 a 1939 fue director de dicho museo el Sr. Pelayo Quintero Atauri, que defendió siempre (estaba absolutamente convencido de ello) la existencia de un sarcófago femenino. Durante su mandato la buscó afanosamente durante sus excavaciones, realizó diferentes catas arqueológicas en varios puntos de Cádiz con el fin de localizar dicho sarcófago y, aunque se encontraron muchos restos arqueológicos, nunca logró dar con la ansiada pieza.
Pelayo Quintero vivió en un chalet llamado “La Quinta”, en la calle Parlamento (antigua Ruiz de Alda) hasta 1939 cuando, con 72 años, se trasladó a la ciudad de Tetuán, para hacerse cargo de la Inspección de Excavaciones y de la dirección de su Museo Arqueológico. Falleció en octubre de 1946, al frente de sus responsabilidades en el Protectorado.
Lo realmente curioso es que, años después, un 26 de septiembre de 1980, una excavadora que realizaba su labor en un solar en construcción en la calle Parlamento, sacaron a la luz un sarcófago femenino de mayor antigüedad y más delicada factura artística, justamente en el solar (exactamente, en los cimientos) donde estuvo el chalet “La Quinta”...